Domingo negro para el arte en el cantón Calvas

En la madrugada del domingo, a eso de las 04:00, en el barrio Macaicanza, el conductor de un vehículo se precipitó a un barranco de 40 metros y muere de contado.

Uno ruido ensordecedor escucharon los moradores del sector y fueron a ver qué pasaba. Fue ahí que descubren que la persona sin vida era el artista plástico Guido Sarango, de 37 años de edad.

Es por ello que el arte en el cantón Calvas y ante todo en Cariamanga, cabecera cantonal, está de luto. Uno de sus aguerridos descendientes partió al más allá y su deceso deja en la orfandad a sus dos hijos.

En el barrio la Nube de la ciudad de Cariamanga, donde residía el dolor es evidente. El talentoso de las artes plásticas contaba con el aprecio de la comunidad que ahora llora su inesperada y trágica partida.

Causa probable

Se presume que el conductor fallecido perdió el control de su camioneta blanca, marca Chevrolet, y de placa de la provincia de Pichincha, se sale de carril y se precipita al barranco.

Su obra

Plasmando su arte con carboncillo es cómo Guido Sarango, pintor de la ciudad de Cariamanga, cantón Calvas, inició a los ocho años con su arte en la pintura. En sus primeros pasos realizó obras para presentar en la escuela, y por su talento destacado, por más de una ocasión representó a su plantel educativo.

A los 16 años empezó a perfeccionar su arte, tomando forma y robando la atracción de la gente que gusta de su trabajo. Sarango en cada ejemplar plasma alegrías, tristezas, recuerdos y demás temas que son de su vida. Para pintar utiliza lienzo, cartón, madera y demás instrumentos que sirven para plasmar la inspiración.

La formación de Guido Sarango es en forma empírica y por ello se denomina “Artista plástico empírico”. Dice que la falta de recursos económicos fue la limitante para tener una preparación profesional. No obstante se decidió a formarse, seguir cursos para mejorar su arte, incluso escuchar consejos de artistas nacionales. Sarango explica que a pesar de no ser pintor profesional no se limitó a luchar por su sueño y ser reconocido por la calidad de su trabajo.

Sus cuadros lo llevaron a exponer por varias ocasiones en el extranjero. Su talento también ha sido valorado a nivel de la provincia como en su tierra natal Cariamanga. La aceptación de la gente ha sido evidente, incluso en sus exposiciones la afluencia de la comunidad es notoria.

Fuente: La Hora.

Foto: Cariamanga TV.