Teatro de Cariamanga aporta a la cultura


Se encuentra en el centro de la ciudad. Ahora se denomina 'Monseñor Santiago Fernández García'.

La cultura vuelve a ver la luz gracias a la infraestructura del teatro Monseñor Santiago Fernández García que se levanta en el centro de la ciudad de Cariamanga, el cual en cada uno de sus rincones esconde la historia de hombres y mujeres que preocupados por contribuir al adelanto de su tierra trabajaron incansablemente para conseguir la construcción de la edificación.

"Tenemos que agradecer al Municipio que nos colaboró para que obtengamos las escrituras. Con el visto bueno de Monseñor Ángel Tinoco, en ese entonces, se permitió que los planos de la institución incluyan el teatro y todo el sector de la Unidad Educativa y desde ahí pudimos invertir en este espacio", explico Wilson Bravo Ludeña, rector de la Unidad Educativa Monseñor Santiago Fernández García.

El que antes fuese conocido como Teatro Parroquial, registra muchos cambios, iniciando por el nombre, ahora se denomina Monseñor Santiago Fernández García. Fue construido en 1971, siendo el mismo Santiago Fernández quien comenzara con la obra.
El sacerdote amante de la cultura pretendía regalar a Cariamanga el sitio ideal en donde se puedan cumplir actividades enfocadas al rescate de las tradiciones de la localidad y que contribuya al desarrollo educativo.

"Hubo cambios en la cubierta, mobiliario, amplificación, iluminación, tumbados, pisos e incluso ampliación de espacios. Se ha logrado con el apoyo de estudiantes, padres de familia y en fin una minga general de todos quienes formamos la unidad educativa (...), se ha hecho uso de la tecnología para lo que es el proyector, hoy por hoy está al servicio de todos", informa Bravo Ludeña.

Administración

A sus 44 años de funcionamiento el teatro de Cariamanga es administrado por el Nivel Superior del Instituto Tecnológico Superior Mariano Samaniego, haciendo énfasis a las labores efectuadas. La Autoridad institucional recuerda que la mayor parte de estudiantes que pasaron por las aulas del establecimiento contribuyeron con su granito de arena para conseguir la adecuación de este importante espacio, "estudiantes de la sección nocturna muchas veces colaboraban para continuar con los trabajos", asevera.

Cuenta con salida de emergencia, señalización y un bar cuyos recursos son utilizados para los cursos de capacitación de docentes de religión, pues dado a que la Unidad Educativa Santiago Fernández es una institución fiscomisional.

Fuente: La Hora.